Últimos post

Categorías

Salud

Más allá de la pandemia: 3 retos del sistema de salud privado en México

159Views
La pandemia cambió la estructura de la industria de la salud en el mundo y México no fue la excepción, tanto el sector público como el privado sufrieron los estragos de una crisis global, que tendrá consecuencias a largo plazo.
A pesar de que en México existe un mayor número de instituciones hospitalarias privadas, la mayor cantidad de camas se encuentran en el sector público. De acuerdo con las Estadísticas de Salud en Establecimientos Particulares 2020 del Inegi, de las 2,862 instituciones censadas, el 65% tienen menos de 10 camas, 32% se ubican en el rango de 10 a 49 camas y solo el 3% cuentan con 50 camas o más.
El contexto actual del sector privado ha exigido a las empresas, independientemente de su tamaño, un nivel de profesionalización que cubra la expectativa de los usuarios, no solo en la parte médica sino también en la gestión administrativa, que al final impacta directamente en la calidad de los servicios.
Para alcanzar el nivel de profesionalización requerido, Javier Potes, presidente del Consorcio Mexicano de Hospitales identifica tres retos fundamentales que el sector privado tiene en la actualidad:
  1. Respuesta a una mayor demanda debido a una menor accesibilidad en instituciones públicas. Los cambios en el sistema público limitaron el acceso a la salud de cierto sector de la población; en la actualidad más del 50% de la población ha buscado atención en el sector privado mientras el gasto reactivo de los usuarios, se incrementó un 40% de 2018 a 2020. El reto para el sector privado es brindar atención a todo este mercado, no solo en temas operativos de atención médica, sino con una gestión hospitalaria eficiente.
  2. Cambiar los modelos de atención para centrarlos en el paciente. Por décadas los modelos han estado enfocados en las necesidades de las instituciones, qué es lo que se debe hacer o lo que le conviene a las mismas, sin considerar a los usuarios.  El reto es revertir esa forma de pensar y poner al paciente en el centro del modelo de atención.
  3. La articulación de un sector sólido. Una vez que se ha puesto al paciente como centro del modelo, lo que sigue es la coordinación de todos los prestadores de servicios para satisfacer sus necesidades. Se trata de buscar un modelo de prevención basado en la salud más que en la enfermedad, lo cual implica modificar esta articulación de servicios en toda la cadena de valor del proceso hospitalario.
Un factor que es transversal a los retos del sector privado y clave en el apalancamiento de la profesionalización de servicios en las instituciones hospitalarias es el tema de la transformación digital.
En opinión de Luiz Reis, Director de Crecimiento de Operaciones Internacionales de Bionexo y experto en temas de digitalización de procesos de gestión hospitalaria: “En la medida en que las instituciones logren transitar hacia las nuevas soluciones digitales, harán más sencillos los procesos para atender la alta demanda de estos servicios, colocando al paciente en el centro del modelo, con herramientas que brinden un mayor acercamiento entre los actores de la industria en favor de un sector cada vez más sólido.”
Redacción
the authorRedacción

Deja una respuesta